París en diciembre

París en diciembre es mágico. Debido a que es el mes donde los días son más cortos (anochece alrededor de las cinco de la tarde), es posible disfrutar desde temprano las luces, las decoraciones  y el ambiente especial que envuelve a la ciudad. Diciembre es también el mes de las vitrinas de Galerías Lafayette y Printemps, los mercados de Navidad, las pistas de patinaje, la gran rueda de la fortuna de la plaza de la Concordia y Navidad en Disneyland.

El más famoso de los mercados, es el mercado de Navidad de los Campos Elíseos. Instalado cada año, a mediados de noviembre hasta principios de enero, entre las estaciones de Champs-Elysées y Concorde (línea 1).

En familia o en pareja, es agradable pasear y curiosear por aquí, ya que hay aproximadamente cien cabañitas de madera. En estas cabañitas puedes encontrar  y comprar souvenirs típicos, objetos artesanales de diferentes regiones de Francia (jabones de Marsella hechos a base de aceite de oliva, lámparas decorativas, joyas artesanales…) o puedes simplemente probar deliciosas especialidades francesas: vino caliente, chocolate, crepas, sopa de cebolla, castañas asadas, “tartiflette” (especialidad con papas, queso fundido y tocino), salchichas y mucho más! Si tienes niños, puedes llevarlos a la pista de patinaje o al tradicional carrusel. 🙂

Está abierto todo el día, pero el mejor momento para ir es cuando cae la noche, que es cuando la avenida más hermosa del mundo se ilumina  y puedes tomar fotos espectaculares. Eso sí, no olvides cubrirte bien, porque aunque la noche es el mejor momento para ir, es también cuando hace más frío.

Sin lugar a dudas, la mejor vista que puedes tener de los Campos Elíseos en esta época del año, es cuando te subes a la gran rueda de la fortuna (la “Grande Roue”). Todos los años, la gran rueda de la fortuna llega a la plaza de la Concordia en noviembre y marca el inicio de las fiestas de fin de año. Para las personas que vienen a París el próximo año, en enero o febrero, tenemos buenas noticias: la gran rueda estará abierta hasta el 1ero de marzo.  Admirar París en diciembre desde aquí y a más 70 metros de altura, es una experiencia única que no debes dejar pasar.

Hay otros mercados que también valen la pena y que seguro podrás visitar ya que se encuentran justo al lado de las visitas obligadas. Por ejemplo, si estás visitando la torre Eiffel,  puedes aprovechar y dar una vuelta por el mercado de Trocadero, situado en los jardines de Trocadero (estación Trocadero en la línea 6). Allí también encontrarás muchos productos tradicionales, y además podrás patinar en la pista de hielo “Trocadero on Ice”.

Si estás visitando la Basílica del Sagrado Corazón, encontrarás a unos cuantos metros el mercado de Abbesses en el barrio de Montmartre (estación Abbesses, línea 12).

Y si te encuentras visitando la catedral de Notre Dame, no muy lejos está el mercado de Saint Germain des Prés en el distrito 6 (estación Saint-Germain-des-Prés en la línea 4)

Ahora sí te hemos dado todas las excusas necesarias para visitar París en diciembre! Y si todavía no te animas ve el siguiente video donde puedes ver Disneyland en diciembre, además de aprender algunas frases navideñas en francés:

A Julien y a mí nos encantaría conocer tus comentarios y preguntas sobre este artículo. Encúentranos en Facebook 🙂

2 Respuestas

  1. Jorge Cardona dice:

    Magnifico: Aprendiendo y conociendo a la vez! Que bella ciudad. Gracias

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.